BCP destaca mayor participación del sector financiero en el PIB

Según el Banco Central del Paraguay (BCP), el sector financiero pasó a consolidarse como uno de los principales factores impulsores de la producción del país, pues la participación de esta área económica en el Producto Interno Bruto (PIB) experimentó un crecimiento de 21 puntos porcentuales en los cinco años.

En diciembre del 2006, el activo del sector financiero representaba el 34% del PIB; a diciembre del 2010, este indicador se ubica en el 55%, informó Raúl Alderete, jefe de Indicadores de Estabilidad Financiera del BCP.

“Eso quiere decir que gran parte de la generación y el desarrollo de nuestro PIB está pasando por el sector financiero: los bancos están prestando y asistiendo, la gente que produce está depositando su dinero en los bancos”, explicó.

La expansión de las instituciones hacia las zonas del interior constituye uno de los principales motivos por los cuales se dio el crecimiento de las actividades financieras, sostuvo el ejecutivo.

“De 400.000 deudores se está llegando a 660.000, en cinco años; vemos que hay más presencia del sector financiero en prácticamente todo el país, a través de la apertura de sucursales en distintas regiones y eso es importante para que el público adquiera la cultura del ahorro y tenga posibilidad de acceder al crédito para un mayor desarrollo”, acotó.

GESTIÓN DE RIESGOS

Otro aspecto mencionado por Alderete consiste en el mejoramiento de la gestión de riesgos por parte de las entidades financieras, lo que generó mayor confianza en los clientes y el posterior crecimiento de la demanda de servicios.

“Hay una importante gestión de riesgos que están realizando las entidades; la propia banca va aprendiendo de experiencias pasadas y las mejores prácticas que están viniendo del exterior están implementando. La gestión de riesgos se está dando de manera mucho más profesional: no porque esté la plata el crecimiento tiene que darse, sino que el proyecto tiene que ser viable, eso es lo primero para la concesión de créditos”, expresó.

Por otro lado, recordó que la rentabilidad de los organismos financieros mantiene niveles satisfactorios en el sistema. Las ganancias contables del conjunto de entidades financieras se ubicaron en G. 1,1 billones en el 2010, lo que representa un aumento de 20% respecto al año anterior, explicado por el margen financiero en un marco en que las mejoras en los resultados son por intereses y por servicio.

“El activo del sistema actualmente es de más de 44 billones de guaraníes, se observa que el nivel de rentabilidad es de 3%; medido sobre el patrimonio se tiene 22% de retorno”, destacó Alderete.

ALTAS CALIFICACIONES

Desde este año, la evaluación de riesgos por parte de compañías locales es obligatoria para todos los bancos y financieras del país. Tras los primeros análisis efectuados por las empresas calificadoras de riesgo que operan en Paraguay, Feller-Rate y Solventa, las entidades bancarias internacionales, son las que que muestran mayor solvencia ante eventuales escenarios económicos perjudiciales. No obstante, las firmas locales también obtuvieron calificaciones satisfactorias, con las que se acercan a las extranjeras.

Los bancos mejor posicionados son actualmente Itaú, BBVA y HSBC, de propiedad extranjera mayoritaria, y la sucursal en el país del Citibank. Estas instituciones resultaron con calificación AA .

Los bancos nacionales que lograron resultados más altos son Continental (AA), Regional (A), Visión (A) y Amambay (A), así como la financiera Interfisa (A). Entre las principales consideraciones mencionadas se encuentran el crecimiento del mercado financiero, la extensión de la red de sucursales y la eficiente gestión de liquidez.

Solvencia satisfactoria del sistema

El nivel de solvencia del sistema financiero, registrado por el Banco Central del Paraguay (BCP), ascendió a 15,2% en diciembre del 2010; esta cifra se ubica en cinco puntos por encima del requerimiento legal que rige en el país, lo cual demuestra una gestión eficiente por parte de la entidades del sector, según Raúl Alderete, de la Dirección de Indicadores de Estabilidad Financiera de la banca matriz.

La diferencia entre depósitos y créditos es el indicador considerado por el BCP para calcular el indicador de solvencia dentro del sistema financiero, pues éste consiste en contar con medios suficientes para satisfacer las propias deudas y cumplir con los compromisos adquiridos.

Con este resultado, los bancos y financieras del país están en condiciones de mantener el actual crecimiento de créditos, de alrededor del 40%, pero sugieren prudencia para evitar el exceso de liquidez que luego se traduzca en inflación.

La Nación

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: